Competir mejor: La presión que tú mismo te provocas

El otro día te hablamos de cómo competir mejor en Natación Sincronizada eliminando la presión que sientes desde fuera, ya sea por la familia, entrenadora o compañer@s aquí.

Hoy te hablamos de esta presión que tú mismo te aplicas, y que muchas veces es la más fuerte que hay.

Para evitar bloquearnos con los nervios de la competición la clave es sencilla, pero difícil de conseguir:

ACEPTAR LOS NERVIOS EN VEZ DE EVITARLOS.

Sí, así de simple. La clave para competir mejor a nivel psicológico es dar la bienvenida a la adrenalina. “Mariposas en el estómago? Perfecto”. Es normal estar nervioso, es una situación especial en la que nos examinamos y mostramos todo lo aprendido. No puedes pretender hacer como si nada pasara. Autoengañarse no es la solución. “No pasa nada, todo es como siempre” ¡No! No es como siempre, todo es diferente, la piscina, la gente, los jueces, las gradas, solo tú en el agua y encima con moño y gelatina. La entrenadora está de los nervios aunque intente disimular para no contagiarte y se respira en el ambiente más tensión que nunca. Vale, perfecto, estamos en competición. No es un entrenamiento cualquiera. ¿Entonces porque no se puede estar nervioso? ¡Hay que estarlo, no pasa nada! Además la adrenalina provocada por este miedo es buena para competir porque bien usada nos hace más fuertes y nos permite concentrarnos mejor. Por lo tanto tenemos gracias a los nervios una ayuda extra del cuerpo.

Una vez aceptada y dada la bienvenida a los nervios solo hay que seguir por la labor. Es decir. Estamos todos nerviosos, ok, ahora, vamos a concentrarnos al máximo para que salga perfecto y ya está. Hacer en cada momento lo que toca: cada movimiento a su número y cada corrección a su momento. No pares de contar y estar atenta a lo que sucede a tu alrededor si es un dúo o un equipo. Si son figuras o un solo, dedícate a disfrutar de la coreografía y expresar o de centrarte en todas las correcciones que tienes mientras estás pendiente de la línea roja. Momento presente y aceptación. Luchar en contra de los nervios sólo te hará perder energías.

¿Queréis saber es mi truco para competir mejor y al máximo de mi potencial en Natación Artística?

En vez de pretender que la competición sea como un entrenamiento más, prueba de hacer que cada entrenamiento sea como una competición. Imagínate que cada entero que haces es esa final olímpica en la que sueñas estar algún día. Y cuando llegue ese día, ¡todo te resultará más familiar!

Comparte este artículo

0 comentarios

ESCRÍBENOS UN COMENTARIO!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Síguenos
Varita Mágica

¿tienes un problema y no sabes cómo solucionarlo? ¡Cuéntanos todas tus preocupaciones!

Varita Mágica

ESCRÍBENOS UN COMENTARIO!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *