Entrenador ¿tienes a algun@ niñ@ que no sepas ya cómo motivar?

Pasa en todas las piscinas y en todos los deportes. Hay niñ@s que parece que se aburran, y te preguntas ¿por qué vienen a entrenar si tanto les desagrada? Tú por tu parte lo intentas, quieres que tenga interés y no moleste, pero a menudo te desesperas, no hay manera de que te siga y acabas hablándole mal. Y lo que es peor, ¡te distrae al resto del personal! Desde Synkrolovers os planteamos algunas maneras de acercaros a ese tipo de niñ@s.

¿Cómo empatizar ?

-Primero de todo no l@ veas como un ataque sino como una víctima. No hay nada más efectivo contra la aversión que la compasión. Ponte en su sitio y seguro que encontrarás las razones.

-Segundo: Encuentra las razones. Posiblemente esté aquí por obligación de sus padres. Si no es así averigua si le pasa en otras áreas (colegio, otras actividades extra escolares,…). Por último averigua si es cosa realmente tuya, es decir, si le encanta la sincro, pero no hay manera de que conectéis.

-Sea cuál sea la razón, lamentarte y quejarte no te va a ayudar. Si quieres dejar de recibir esta energía es mejor que actúes o que deje de afectarte definitivamente. Puedes pensar que siempre tiene que haber alguien que te recuerde por qué te pagan por entrenar.

¿Cómo acercarte y ganarte la confianza de tu alumna?

Habla con ella, pregúntale y que te hable de sus preocupaciones. No le digas directamente que no atiende o que si tiene algún problema contigo. Es mejor que dediques esta conversación a estrechar el lazo, a preguntarle si está bien, si tiene alguna cosa que le inquiete. Que vea que le quieres ayudar y no regañar. Si se abre, habréis hecho un gran paso, influirás en su vida como ser evolutivo, una de las mejores cosas que puede aportar un entrenador. La motivación aumenta mucho si se arreglan los problemas personales.

Si no se abre o muestra rechazo, dale tiempo y déjale claro que tiene a alguien en quien confiar. Posiblemente lo haga más adelante cuando veas que puedes volver a intentarlo. A veces hay problemas más hondos que no son fáciles de destapar. Habla con sus padres o sus amigas, seguro que te aportan información muy útil.

Sea lo que sea, te ayudará recordar que tú eres la adulta y ellas las menores que necesitan un guía. Perder los nervios porque a una se le antoje desesperarte no te da el poder de dirección, se lo otorgas a ella. Como entrenadora tienes una oportunidad muy buena de llegar al centro de tus deportistas y poder ofrecerles armas para seguir creciendo en la buena dirección.

¡Ayuda a motivarles y veras que en verdad todos l@s niñ@s quieren aprender y si no lo hacen es porque hay algo que arreglar!

Y no olvides pasar por nuestra tienda de material y bañadores de sincro !

Comparte este artículo

0 comentarios

ESCRÍBENOS UN COMENTARIO!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Síguenos
Varita Mágica

¿tienes un problema y no sabes cómo solucionarlo? ¡Cuéntanos todas tus preocupaciones!

Varita Mágica

ESCRÍBENOS UN COMENTARIO!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *